FANDOM


Glee: The Lucky Ones
Primera Temporada, Episodio Uno
CAP01-NEW DREAMS
Fecha de Emisión 16 de Enero del 2014
Escrito por Yolo691313
Guía de Episodios
anterior
--
siguiente
Emotions

New Dreams en español Nuevos Sueños, es el primer capitulo de la Primera Temporada del Fan-Fiction. Se estrenara el día 15 de Enero del año 2014. Comenzará con la historia de Chris y sus sueños de hacer triunfar y prosperar el renovado Club Glee de la Preparatoria Graham.

Sinopsis:Editar

Un año nuevo inicia en la Preparatoria Graham y Julie logra hacer que el coro escolar tenga una nueva oportunidad después del fracaso que tuvo un año atrás. El profesor Chris Monroe se hace cargo del mismo tratando de reinventarlo creando un nuevo grupo que tratará de llevar a lo más alto. Sin embargo, la tarea y el camino que comienza no será fácil.

Desarrollo del Episodio:Editar

New Dreams/Nuevos Sueños

______________________________________________________________

Un nuevo año comenzaba en la Preparatoria Graham después de las vacaciones de verano. El ciclo escolar 2015-2016 daba comienzo, y con él la escuela había tenido algunos cambios, había nuevos alumnos, nuevos maestros, nuevos grupos, nuevas vacantes, nuevos sueños... 

________________________________________________________________


(Preparatoria Graham/Pasillos)

Chris Monroe; quién era un joven maestro de 37 años, de estatura alta y cabello y ojos cafés, llevaba dos años de haber llegado a Pittsburgh, Pensilvania para cumplir su sueño de ser maestro, dispuesto a dejar todo atrás y empezar de nuevo. El profesor llegaba a la Preparatoria con una sonrisa en el rostro como era habitual, caminaba por los pasillos saludando a uno que otro alumno o maestro, llevaba 1 semana que el curso había empezado, y al parecer todo iba bastante bien, seguía siendo de los profesores favoritos de los alumnos, y se llevaba bien con casi todos sus compañeros. Mientras iba por unos de los pasillos se detenía a saludar a uno grupo de chicos pertenecientes al equipo de futbol.- Ey, Brent. Sigo esperando tu trabajo -El joven susodicho sonreía.- Por supuesto, Sr. Monroe -Chris sonreía.- Vamos lobos -El profesor alzaba un puño y dejaba a los chicos, quienes al instante borraban las sonrisas de sus rostros y continuaban con sus asuntos.

Mientras seguía su camino hacia la sala que le correspondía para impartir su clase se encontró con Carl Farrow, el atractivo entrenador del equipo de fútbol americano, de unos 35 años y con envidiable físico, no todos los maestros se llevaban bien con él por la "fama" que tenía de tener aventuras con muchas mujeres. Pero a Chris aquello no le importaba y se llevaban bastante bien. Caminando a su lado Farrow saludó.- Buen inicio de semana, Monroe- Chris sonriente respondió.- Gracias Carl, Te veo feliz, al parecer tuviste un buen fin de semana -Carl riendo se ahorró sus comentarios.- ¿Cómo van los chicos? ¿Se esfuerzan? -Pregunto el maestro Monroe.- Pff, esos fracasados- Se quejó Carl -Podrían hacerlo mejor, pero ninguno de estos niñatos se esfuerza del todo. El viernes corrí a 6 chicos, tendré que hacer pruebas de nuevo -Chris se limitó a asentir y encogerse de hombros, mientras llegaba a su salón y el entrenador Farrow se iba por los corredores hacia las canchas haciendo un gesto de despedida con la mano.


(Sala de Profesores/Hora del Almuerzo)

Chris y Carl se encontraban en una mesa de la sala de profesores tomando café y conversando, cuando una joven y guapa maestra se acercó a ellos agarrando una silla vacía -¿Les molesta?- Pregunto mirándolos. -Adelante- Respondieron los maestros al unísono, estos se miraron extrañados por aquello. -Gracias- La profesora sonriendo tomó asiento con los profesores. -¿Cómo va todo, Katherine?- Pregunto Carl. Katherine Lambert era la nueva orientadora de la escuela, además también suplía a la profesora de inglés y había llegado después de que la anterior orientadora se había jubilado ya. Tendría unos 33 años y era bastante guapa, de eso no había duda, pero no solía conversar mucho con los demás profesores.

-Todo bien, no puedo quejarme. No he tenido mucho trabajo y eso me agrada- Agregó la maestra sonriendo. -Por cierto. ¿Supieron lo de la "nueva vacante"?- Los profesores no comprendían. -¿Nueva vacante?- Preguntó Chris intrigado -¿De qué hablas?- Preguntó de nuevo y Katherine respondió -Si, el director planea ahorrarse unos dólares haciendo uno de los maestros tomé el puesto de director del club de coro. Ya que, después del supuesto fracaso que tuvo hace un año despidió al antiguo encargado del coro - Chris parecía emocionado, pero antes de poder decir algo Carl rompió en una carcajada -¿Hablas en serio? Al fin corrieron a ese extraño tipo?- La profesora asentía y el entrenador proseguía -Los coros escolares son puras tonterías, nadie los toma en serio- Chris guardaba silencio y Katherine se encogía de hombros -Si bueno, alguien debería tomarlo, no queremos que el director elija a un pobre maestro a la fuerza.-

-Eso sería horrible, pobre del perdedor- Se quejaba Carl. Chris parecía curioso.- Creí que no les daría otra oportunidad –La orientadora asentía.- Al parecer algunos alumnos lo convencieron de, o algo así –Farrow no prestaba atención a sus palabras, cuando el celular de la profesora sonaba.- Rayos -Decía esta leyendo un mensaje.- Se acabó mi felicidad, me necesitan en mi oficina -Katherine se ponía de pie y tomaba sus cosas.- Nos vemos, chicos -Dijo esta sonriente, antes de guiñarles un ojo e irse rápidamente.

-Wow, esa Katherine esta guapísima- Decía Carl, Chris riendo respondía -Si, lo está... Carl, ¿Porque dijiste que lo del coro son tonterías?- El entrenador ladeando con la cabeza miraba a Chris extrañado -Monroe, no me digas que quieres hacerte cargo del coro, porque esas cosas de verdad son una pérdida de tiempo, puras tonterías y nadie toma en serio a los chicos que se unen ¡Es como suicidio social!- Chris algo molesto tomaba sus cosas –Hombre, era una duda solamente - Este se levantaba de su asiento y se alejaba con destino desconocido. Carl bufaba al quedarse solo en la mesa, sin darle tanta importancia comenzaba a planear en una libreta las jugadas para sus próximos partidos.-


(Oficina del Director)

Chris llegaba vacilando y después de un momento de pensarlo tocaba la puerta sonoramente. -¡Adelante!- Se escuchaba una ronca voz desde dentro. Chris entró decidido -Buenas tardes, director Cooper- El director viendo al profesor de reojo dijo -Monroe, por favor toma asiento y dime que te trae por aquí- Chris hacia caso de las indicaciones y consultaba -¿Es cierto lo de la vacante? Para el coro...- El director mientras revisaba un extenso papeleo asentía con la cabeza -Lo es... Una persuasiva y ruidosa chica hizo que reconsiderara el darle una nueva oportunidad –Monroe lucía curioso.- ¿Una sola chica? En serio? –El director asentía.- Si, con ella sola bastó…

| Flashback |

Una chica bajita de unos dieciséis años con ojos intensos y un cabello largo y castaño, iba caminando por los pasillos de la escuela, esta tenía una inquietante y muy decidida sonrisa en el rostro, mientras iba pensando.
“Mi madre siempre me ha dicho que soy muy persistente, además de decidida… y un poco hostigadora y egocéntrica. Y es la verdad, pero porque desde que pude hablar y caminar me hice una estrella, literal, la primera obra en la que salí fue a los 3 años e hice de la estrella de Belén. Pero si quiero ser una verdadera y talentosa estrella como Barbra Streisand o Bernadette Peters, necesito más práctica y protagonismo, y es por eso que durante la última semana tuve un objetivo, traer de vuelta al club Glee a la escuela, y lo logré.”
La chica ahora estaba sentada en la oficina del Director frente a este, Copper tenía entrelazadas sus manos y se mantenía lo más serio posible.- Te lo he dicho ya, no hay presupuesto para seguir financiando el club glee, y hace un año no lograron nada, salvo un tercer lugar en las locales –La chica parecía incomodarse.- ¡Ninguno de los equipos de esta escuela logra nada! Hablamos del arte, no puede privarnos de eso, además no son tantos gastos; no pagará por los derechos de autor en las canciones… -El director no parecía ni un poco convencido.- Y sabrán que hay algo raro cuando sepan que la sala ahora le pertenece a la entrenadora Ashburne y sus animadoras –Le exclamaba la chica algo molesta, Cooper parecía sorprendido.- ¿Cómo sabes de…? De donde sacas una idea tan rara? –La chica se forzaba a no sonreír y mantenerse seria.- Todos dicen que la entrenadora Ashburne lo extorsiono, pero nadie sabe cómo, bueno, casi nadie.
El director se sorprendía.- ¿Me estas amenazando? –La chica negaba al instante.- Da igual, la que fue la sala de coro ya pertenece a las animadoras –La adolescente negaba.- Dele una oportunidad más al coro. La entrenadora está loca y lo estafará como lo hizo con hace un año con los fondos de lavandería, y hace dos con los de los uniformes. Ella es tan… malvada –La chica comenzaba a llorar, o más bien fingía hacerlo, y sacaba un pañuelo para "secar" sus lágrimas.- Cálmese señorita Palmer, no es necesario llorar –La chica negaba.- Además, como Director debe hacer que la escuela tenga una simple representación de artes escénicas, está en el reglamento… lo sé porque lo leí ayer. Y si no lo cumple puede tener represalias –Era algo obvio que la chica había inventado todo eso, pero al parecer había logrado engañar al Director, ya que parecía algo inquieto.
–Claro, lo sabía… ¡Una sola oportunidad! Deben pasar más allá de las locales esta vez, si no, el club Glee dirá adiós, para siempre –La chica sonreía al oírlo, y había dejado de llorar ya.-

| Fin del Flashback|


-Cooper negaba para dejar de pensar en aquello.- ¿Acaso conoces a alguien que quiera el puesto?- El profesor Monroe sonriendo dijo -Si... yo- El director Cooper dejo su papeleo y miro a Monroe con una gran sonrisa -Maravilloso-.


(Pasillos / Sala de Coro)

El profesor Monroe caminaba por los pasillos vacíos en compañía del director quién tenía unas llaves en las manos. -¿Sabes cómo dirigir un coro?- Chris algo apenado negaba con la cabeza. El director Cooper arqueaba una ceja -¿Y quieres dirigirlo?- Chris balbuceaba –Sí, bueno, me encantan las artes y cantar es uno de mis pasatiempos favoritos, también cuando era joven estuve en el coro de mi preparatoria, así que tengo una idea de cómo hacerlo- El director encontrando razón respondió -Bueno, mira, tendrán como mínimo tres clases de una hora a la semana. Si quieres agregar horas o días, es tu decisión. Pero no dispongas del tiempo de los chicos. Se necesitan mínimo 12 miembros y tiene que ser mixto, no puedes aceptar solo porque si, necesitas hacer audiciones, el lugar está ya equipado y la banda escolar los ayudará de vez en cuando...-

Chris asentía con cada frase mientras llegaban a un salón y el director haciendo uso de sus llaves lo abría. -Te recomiendo que inicies las audiciones pronto si quieres tener éxito. Aunque seguramente los chicos que solían ser parte hace un año querrán unirse- El director le entregaba las llaves a Chris mientras este observaba el salón -Si me disculpas, debo retirarme- Este le daba una palmada en el hombro a Chris mientras este seguía observando el salón con el pizarrón y las sillas rojas vacías y ordenadas en filas -Pronto estarás lleno de chicos y con ellos voy a triunfar, yo lo sé- Murmuraba el profesor esperanzado.-

___________________________________________________________________________


(Preparatoria Graham/Salón de Clases)

Carl llegaba corriendo algo agitado y al parecer no muy feliz al salón de clases donde Chris estaba dando su clase de Geografía, este al ver a su amigo fuera del salón dejo un rato a los chicos para ir a hablar con él. -¿¡Estás loco?!- Fue lo primero que dijo el entrenador al salir su amigo. -¿De qué hablas?- Preguntó Chris tranquilamente. -¿Cómo que de qué?- Decía Carl algo molesto - ¡Hablo de esto!- Comento levantando bruscamente el anuncio que incitaba a los alumnos a unirse al nuevo coro. -Oh, sí, eso...- Decía el profesor Monroe sin mucho ánimo. -Sí, eso- Respondía su amigo. -Te dije que no debías hacerlo, es suicidio social- Comentaba haciendo énfasis en cada palabra. -Mira Carl, la verdad no me importa que digas eso, yo quise hacerlo, porque me gustan las artes y sé que podre triunfar con el coro, si me disculpas tengo clase... Oh, y te agradecería que devolvieras la hoja a donde estaba - Antes de que el entrenador pudiera decir algo, Chris entro rápidamente al salón, Carl se dio media vuelta y se alejó.


(Pasillos)

Dos chicas iban caminando juntas platicando animadamente. –Vamos, ¡Hay que hacerlo! Yo sé que quieres -Decía una de ellas. -No lo sé, Gwen. Hace un año el coro fue un fiasco total. Además, el nuevo director es el profesor de Geografía. Seguramente esto va a fracasar otra vez- Su amiga ponía los ojos en blanco mientras llegaban a un mural con diferentes anuncios. -Que excusa tan tonta. A pesar de todo te encantaba el coro. ¡Mira! Nathan ya se unió. Julie aún no, que raro, fue ella quien hizo que se abriera de nuevo… - Decía mientras comenzaba a escribir su nombre en el cartel de audición al coro. -No me hagas esto Melissa, no tienes que abandonarme...

Melissa era una chica de 14 años, de estatura baja, cabello castaño claro y unos grandes ojos color miel, en cambio su amiga Gwen de 15 años, era de estatura un poco más alta, tenía ojos verdes y un largo cabello pelirrojo.

Melissa se encogía de hombros un poco apenada, Gwen guardaba el bolígrafo tranquilamente -Vale, no te obligare entonces...- Su amiga sonreía tranquilamente -Gracias, además mi voz no es tan buena. Y seguramente los demás chicos se unirán. Bryanna, Jim, Bridgette...- Gwen asentía y un timbre de cambio de hora se hacía presente. -Nos vemos a la salida, ¿No?- Consultaba Melissa, su amiga asentía reprimiendo una gran sonrisa -Si, en el auditorio... - Gwen miraba de reojo el cartel de audiciones y luego se alejaba lentamente. -Ve pensando en una canción- Su amiga no comprendía, hasta que vio correr a Gwen y pudo notar escrito en el cartel: “Melissa Bowman”. Melissa pudo sentir como sus mejillas ardían, pero se limitó a bufar y correr a su clase de álgebra, ya que iba tarde. Aunque no sin antes jurar que se las pagaría.-


(Oficina del Director)

Cooper, como era usual, parecía ocupado con su papeleo, cuando la puerta de su oficina se abría y su secretaría hablaba.- Una alumna quiere hablar con usted –Antes de que este respondiera la chica entraba al lugar, la secretaria intentaba impedirlo pero el Director la dejaba hacerlo.- Señorita Palmer, ¿Pasa algo? –La chica asentía.- Si, director. Pasa algo –Este la miraba esperando a que hablara.- ¿Puso al profesor de Geografía a dirigir el club glee? –Cooper sonreía.- Es gracioso, ¿eh? –Ella negaba.- ¡No es nada gracioso director! El coro no es un chiste –El Director suspiraba.- Mira, yo cumplí con darle otra oportunidad al coro, y esto es lo que hay. Puedes tomarlo o dejarlo –La chica lucía molesta.- No puede… -Él la interrumpía.- Señorita Julie tengo mucho que hacer y ya no tengo nada que hablar con usted –La chica bastante molesta se iba de ahí.-


(Esa tarde/ Auditorio)

Chris llegaba emocionado, allí se encontraba Katherine, a quién el profesor había pedido que estuviera con él para presenciar las audiciones. -Si viniste, no sabes cómo te agradezco- Decía Chris alegre, la profesora al contrario se veía algo incomoda. -Chris... tengo uhm, que decirte algo- El profesor Monroe quedaba extrañado. -¿De qué hablas?- Katherine le entregaba el cartel de audiciones y Chris lo miraba bastante desanimado. -Solo tres...- Murmuraba, la profesora ponía una mano en su hombro. -Es el primer día, ya verás que todo irá bien- El joven profesor sonreía y ambos tomaban asiento -Bueno... comencemos, ¡Nathan Mclean!- Decía Chris fuertemente.

Detrás del escenario estaban Melissa y Gwen peleando por lo ocurrido horas antes, había otro chico con ella, que escuchaba su riña y de vez en cuando reía discretamente, cuando escucho su nombre, las otras dos chicas dijeron al mismo tiempo -Suerte Nathan- Casi instantáneamente siguieron discutiendo. El chico agradeció el gesto y se apresuró a ir al escenario.-

Nathan era un chico de origen asiático, tenía 17 años y hacia dos años se había mudado de Corea a Pittsburgh, por problemas familiares. Se mudó con su tía y su esposo, no tuvo muchos problemas en aprender el inglés, pero a pesar de todo no se adaptaba realmente a su nuevo "Hogar". Es un chico alto, de cabello negro y ojos cafés, algo tímido, pero después de conocerlo era casi imposible que no te agrade.

-¡Hola! Soy Nathan, y para mi audición, después de pensarlo mucho, creí que sería adecuado cantar algo en base a lo que siento y que quiero transmitir...- El chico miraba a los profesores como esperando una respuesta, Katherine sonreía mientras Chris indicaba -Empieza cuando estés listo- Nathan asentía y hacia una seña a la banda, que se encontraba ahí para ayudar en su audición a los chicos.


[Comienza a sonar Home de la banda Daughtry en voz de Nathan.]


Chris y Katherine escuchaban impresionados y al finalizar la canción ambos aplaudían. –¡Eso fue asombroso! Tienes mucho talento- Decía Chris mientras Katherine asentía con la cabeza. –Entonces… ¿estoy dentro?- Preguntaba Nathan, - Por supuesto - Respondía el profesor –Bienvenido al coro- Nathan sonreía emocionado mientras bajaba del escenario. –Gracias Sr. Monroe, Nos vemos en los ensayos- El chico se alejaba mientras los profesores sonreían.

-¿Quién sigue?- Preguntaba Katherine tomando la hoja. –Sigue… ¡Gwen Roberts!- Anunciaba Chris en voz alta.

Gwen quién seguía discutiendo con Melissa, le decía mientras se alejaba –Bueno, ya no discutiré contigo… el punto aquí es que saldrás en un momento, cantarás y juntas estaremos en el coro de nuevo. Yo sé que tú quieres esto- Habiéndolo dicho Gwen salió rápidamente al escenario -¡Hola! Soy Gwen, y para mi audición cantare algo de Alanis Morrisette, porque... es decir, ¿Cómo no amar la música de esa mujer?- Chris algo divertido asentía mientras decía –De acuerdo, cuando quieras Gwen- La chica sonreía mientras tomaba su lugar y la música comenzaba a sonar.


[Comienza a sonar You Oughta Know de la cantante Alanis Morrisette en voz de Gwen.]


Al término de la canción los profesores aplaudían y Gwen sonreía observándolos. –Cantas muy bien- Decía Katherine. –Definitivamente estas aceptada- Comentaba un animado Chris. –Muchas Gracias- Respondía y corría a encontrarse con su amiga quién había presenciado todo desde atrás del escenario. –Estuviste asombrosa…- Decía sin mucho ánimo. –Lo harás perfecto- Decía Gwen abrazándola. –No tengas miedo y no dudes de tu talento- Antes de que Melissa pudiera decir algo, se escuchó la voz de Chris –¡Melissa Bowman!-.

-Suerte- susurraba Gwen, soltándola, la chica asentía y caminaba al escenario tomando lugar en el centro. Mientras tanto Nathan y Gwen, ahora en los asientos del público, la observaban, los chicos comenzaban a susurrarse algunas cosas –Hola…- Murmuraba Melissa al estar frente a los profesores. –Hola, Melissa ¿Qué cantaras?- Preguntaba interesada Katherine. –Cantare una canción de Avril Lavigne, “Innocence”- El profesor Monroe asentía preguntando. -¿Alguna razón en especial?- Melissa sonreía. –Porque me gusta. La letra es asombrosa y te da en que pensar- Dicho esto la música comenzaba.


[Comienza a sonar Innocence de la cantante Avril Lavigne en voz de Melissa.]


Terminada la canción los maestros aplaudieron mientras se ponían de pie. -Maravilloso- Decía Chris. –Tienes una gran voz, muchacha- Señalaba Katherine. –Bienvenida al coro- Comentaba Chris. Gwen llegaba corriendo a abrazar a su amiga –Te dije que lo harías- Melissa no decía nada, pero su gran sonrisa demostraba su estado de ánimo. Chris agregaba –Bien chicas nos vemos en los ensayos -Ambas chicas asentían y se retiraban junto con Nathan, los tres platicando contentos.

-Llevas tres… Faltan nueve- Decía Katherine, Chris no se veía muy animado por eso. –Verás que lo lograras- Comentaba la profesora tomando sus cosas. –Ahora vámonos que se hará tarde- Chris asentía imitando a la profesora y ambos se retiraban del lugar.


______________________________________________________________________

(Preparatoria Graham / Salón de Coro, Última Hora)

Un animado Chris llegaba encontrándose con los únicos tres integrantes del coro quienes platicaban animadamente. –Buenas tardes Sr. Monroe- Decía Melissa amablemente. –Buenas tardes chicos- Respondía el profesor tomando una silla, sentándose frente a ellos. Este daba una rápida mirada al lugar antes de soltar un suspiro. Todo lucía muy vació.–Como se dan cuenta solo son tres, y necesitamos doce personas… las audiciones no fueron como yo esperaba, creí que más chicos se unirían…- Los chicos parecían de acuerdo. -También nosotros. Es decir, hace un año los tres estuvimos juntos en el coro, y éramos catorce- Decía Nathan. -Y después de perder las regionales éramos nueve -Comentaba Gwen. -Y a final de año fuimos seis -Agregaba Melissa entre dientes.

-Pero no hay que desanimarse, encontraremos a más alumnos que quieran unirse- Animaba Chris. -Tal vez podamos convencer a algunos de ellos, o encontrar a nuevos talentos. –Si, a los que rechacen de los demás grupos- Murmuraba Nathan. –No necesariamente- Comentaba Chris haciendo una mueca. –Su tarea esta semana será encontrar chicos que quieran unirse, ya sean sus amigos, pareja o simples compañeros, pero con que cada uno de ustedes convenza a una persona será suficiente- Chris se ponía de pie y tomaba su portafolio. – Ya que no tenemos mucho que hacer siendo cuatro personas pueden retirarse- Los chicos asentían y se alejaban pensando en quién podrían convencer para unir al coro.

Chris salía del salón y se encontraba con Carl quién pasando su brazo alrededor de los hombros del profesor decía -¿Qué tal las audiciones para tu club de rechazados?- Chris algo molesto respondía –La verdad, no fueron buenas… tengo tres talentosos chicos, pero obviamente no es suficiente- Carl reía mientras comentaba –Te lo dije, aún es momento para dejarlo y no seguir con este "suicidio social"- El profesor Monroe alegaba –Conseguiré más chicos para el club, lo sé. ¿Sabes? tú podrías ayudarme...- El entrenador negaba –Obviamente ninguno de mis chicos querrá unirse a tu club- Este apartaba su brazo y comenzaba a caminar a otro lugar. –Tal vez los que rechacé si… aun así, disfrútalo mientras puedas- Carl le guiñaba un ojo a su amigo y se alejaba. Chris molesto caminaba a la salida.-


(Parque cercano a la Preparatoria)

Melissa caminaba en compañía de un chico, un poco más alto que ella, con ojos azules cabello negro y tez blanca, llevaba puesta una chamarra de la escuela, lo que quería decir que era miembro de algún equipo de esta. Ambos parecían discutir.

–Por favor- Suplicaba Melissa. –De verdad, no puedo… y aunque pudiera seguramente terminará como hace un año- Respondía su amigo no muy animado. –Yo pensaba eso, pero el Sr. Monroe parece saber lo que hace. vamos Brent… ¿Si?- Brent Hamilton. Era un chico de 17 años y cursaba su tercer año, ya que se había atrasado un año por circunstancias desconocidas. El chico negaba con la cabeza e intentaba evitar aquello –Y hablando de… ¿Dónde está Gwen?- Melissa ponía los ojos en blanco. –Con su novio… ¡No cambies de tema!- El chico reía -¿Peter?, ¿O es otro chico, ya? No hablo con ella hace mucho… - Melissa algo enojada se ponía frente al chico mirándolo fijamente. –Brent, vamos, solo dame una razón para no hacerlo. Brent suspiraba –Mira, Farrow me acaba de aceptar de nuevo en el equipo de futbol. Sabes que la primera vez que cursé mi segundo año fui parte de él hasta que...- El chico dejaba inconclusa la frase y su amiga comprendía -Hasta que dejaste la escuela- El asentía. - Y el año pasado no niego que me divertí en esos cuatro meses que duró pero en realidad son tonterías…- La chica se ahorraba sus comentarios, dándole la espalda mientras se alejaba. –Melissa, vamos, no te enojes…- La chica lo miraba –Por favor, te encantaba cantar. Eso de que son “tonterías” seguro lo dijo el inepto de Tyler, ¿No?- Su amigo algo incómodo respondía. –Bueno… mira, ahora que otra vez soy parte del equipo ya soy alguien de nuevo, ya no soy solamente un idiota, ahora soy un idiota popular, y eso les encanta a las chicas.- Melissa comprendía. –Y… ¿Qué paso con Julie?- El chico daba un largo suspiro. –Ella ni me hace caso, es tu amiga… deberías saberlo- Melissa se encogía de hombros. –Últimamente esta rara, estaba muy feliz de hacer que el coro abriera de nuevo, y ahora parece estar molesta. Como sea, si no quieres unirte al grupo te entiendo, no voy a obligarte- Brent sonreía. –Gracias por comprender- Dicho esto pasaba un brazo por encima de sus hombros y atraía a la castaña hacia él. –Eres como mi hermana menor, y sabes que haría casi todo por ti… excepto audicionar- La chica reía correspondiendo el abrazo. -Vale, ya entendí…- Decía esta, planeando una estrategia para hacerlo audicionar. Ambos chicos se separaban y seguían su camino a casa.- … Por otro lado Nathan caminaba con otro chico, no se veía mayor que él, además de que en estatura Nathan era más alto, este tenía piel aceitunada, cabello negro, y unos ojos cafés. –Entonces… ¿Lo harás?- Preguntaba Mclean. –No lo sé- Decía su amigo no muy convencido. –No soy bueno para cantar…- Nathan reía. –Lo sé Scott, lo sé… pero bailas grandioso. Hace un año eras el principal y mejor bailarín. Además, Melissa ya se unió- Scott se ruborizaba. -¿Y? ¿Qué hay con eso?- Nathan levantaba una ceja. -¡Oh vamos, estás loco por ella! Hace un año solo te uniste para estar cerca de ella- Respondía Nathan riendo. –Además, tal vez esta vez pase algo más… solo digo- Añadió el coreano, su amigo no decía nada y ambos chicos continuaban caminando, después de un rato de reflexión Scott preguntaba. -¿Mañana a la una, dijiste?- Nathan sonreía.-

______________________________________________________________________

(Preparatoria Graham /Pasillos-Auditorio)

Gwen y Melissa caminaban por los pasillos, Bowman no paraba de hablar mientras a la pelirroja se le veía algo cabizbaja. Su amiga lo notaba y comenzaba a cuestionarla.- ¿Y esa cara? ¿Qué paso? –Adoptando una expresión enojada continuaba hablando.- Discutieron… ¿Cierto? No puede ser yo…- Cállate Melissa. Solo, cállate –Gritaba Gwen más alto de lo que seguramente pretendía y continuo su camino, su amiga fue tras de ella algo enojada.- Oye, eres una grosera no por que hayas discutido con Peter significa que… –Gwen cortando las palabras de su amiga de nuevo comentaba- Termino conmigo ayer. ¿Ya? –Las chicas espontáneamente se daban un sincero y cursi abrazo.

–Lo lamento. Pero el chico es un idiota, y lo sabes…y canta horrible -Comentaba la castaña.- Ahora lo se… pero pasemos a un tema importante, ya que no hubo suerte ni con Brent ni con Peter, ¿A quién le pediremos que se una al coro? –Decía una preocupada Gwen.- No lo sé. Hablemos con Julie, es raro que aún no llegue a poner orden y exigir todos los solos –La pelirroja asentía.- Tienes razón, amo a esa chica, pero es insufrible –Ambas reían levemente y seguían caminando.-

Por otro lado Nathan y Scott llegaban al auditorio donde estaban Katherine y Chris quienes se veían bastante cercanos y animados. Al verlos ambos separándose un poco se ponían de pie.- ¡Nathan! Veo que conseguiste a alguien –Comentaba Chris con su cálida y singular sonrisa. Antes de que Scott pudiera si quiera presentarse el profesor prosiguió- No perdamos tiempo, sube y siéntete libre de audicionar. –Scott se mostraba algo incómodo y veía a su amigo- Me dijiste que Melissa… -Dicho esto la chica entraba al salón junto con su amiga, ambas se mostraban agitadas- Perdón por la tardanza Señor Monroe.- Decía Melissa y rápidamente tomaban asiento después de un ligero momento en que las miradas de ella y Scott se cruzaban.- Bueno acá voy –Decía el chico más animado y rápidamente iba al escenario mientras su amigo tomaba asiento con las chicas.

-Hola, soy Scott Henderson, voy en segundo grado, tengo quince años y ahora que está supliendo a la profesora Harrison tomo clases con usted, señorita Lambert. Eh, como sea… voy a audicionar al coro con una buena canción de una buena banda. No quiero tener que cantar canciones cursis ni aburridas, ni ahora ni después… -Dicho esto la música empieza.


[Comienza a sonar Story Of A Lonely Guy de la banda Blink 182 en voz de Scott.]

Conforme la canción avanzaba el chico no despegaba los ojos de Melissa. Mientras los demás disfrutaban de la canción a pesar de que todos notaron que el talento vocal del chico no era el mejor. Pero al comenzar a bailar nadie pudo negar que era asombroso, antes de terminar un chico entraba al auditorio presenciando el final de la canción. No era nada menos que Brent, el joven se notaba bastante indeciso. No quería moverse de su lugar ni hacer ruido alguno, libraba una batalla interna sobre si irse o quedarse.


Después de aplaudir los chicos y los profesores tomaban sus lugares.- Scott tienes una buena voz y tu talento para el baile… cielos, no sé ni que decir salvo ¡Bienvenido! –Comentaba un Chris bastante emocionado. Katherine coincidía con el- Tienes talento Henderson. Sin duda podrás ser nuestro bailarín estrella. –Monroe asentía y Scott bajaba del escenario bastante contento después de hacer una ridícula reverencia que a todos les saco una sonrisa. Incluso a Brent que seguía en su dilema.

-Bueno chicas –Chris giraba la vista hacia las dos jóvenes.- ¿Convencieron a alguien? –A pesar de que había visto que llegaron solas en la voz del maestro sonaba algo de esperanza. Gwen tomaba la palabra- Eh, bueno sobre eso… no exactamente pero vamos a…


Antes de poder acabar su frase Brent se acercaba levantando la mano, mientras daba cada paso en su cara mostraba cierto arrepentimiento pero caminaba con paso decidido- Me convencieron a mí, Sr. Monroe, he venido a audicionar. –Melissa y Gwen no podían creerlo, los chicos solo sonreían y los maestros se mostraban contentos, Chris algo sorprendido. Bowman sin dudarlo se levantó y le dio un gran abrazo a Brent produciendo unos notables celos en Scott. Nathan lo calmaba- Gracias, gracias. Te debo una –Brent reía sin mucho ánimo.- Me debes muchas, aunque sin duda la charla con Gwen ayudo a mi decisión. –Melissa no comprendía y alternaba la vista de uno a otro.- ¿Charla? ¿Qué charla? –Ambos chicos reían y se guiñaban un ojo sin decir nada más- Bueno, supongo que estás listo ¿No? –Comentaba Chris animado. Brent asentía y seguía su camino al escenario. Melissa continuaba llenando de preguntas a su amiga pero esta solo le dirigió una mirada de ‘Luego hablamos’ y una tranquila sonrisa.

Brent se ubicaba en el escenario y les decía algo a los chicos de la banda, estos asentían y esperaban su señal. El chico comenzaba a hablar- Soy Brent Hamilton, tengo 17 años y soy de… tercer año.- Scott parecía notar algo en el chico y le susurraba a Nathan algo en el oído. Este asentía tras unos segundos de reflexión. Brent no notaba eso.- Cuando quieras empezar, Brent –Comentaba Katherine y Chris sonreía. Brent tomaba una bocanada de aire y hacia una señal a la banda quienes comenzaban con la melodía.


[Comienza a sonar Grenade del cantante Bruno Mars en voz de Brent.]

Conforme la canción avanzaba Brent se mostraba algo nervioso pero poco a poco tomando la confianza necesaria logro desenvolverse en el escenario de una forma espectacular, el chico imaginaba que estaba completamente solo. Durante la presentación Julie llegaba al auditorio, la chica se quedaba plasmada al ver a Hamilton cantar, no podía negar que había algo en su voz que lo hacía encantador.


Todos aplaudían su presentación y las chicas lo aclamaban, para el desagrado de Scott que comenzaba a verlo como un obstáculo para lograr algo con Melissa. Una afligida Julie dejaba el lugar antes de ser vista.

-Brent, solo me queda decirte que obviamente estas dentro. Eso fue espectacular –Brent se mostraba animado, Chris proseguía- Tienes un gran manejo de la voz y lograste un muy buen trabajo con la canción. –Katherine se mostraba entusiasmada- Si, sin duda supiste adaptar la canción a tu timbre de voz. Fue increíble. -Los maestros sonreían mientras el chico se mostraba bastante confiado, como si supiera que le dirían aquello.- Gracias –Dicho esto el chico sin esperar respuesta bajaba del escenario con sus nuevos compañeros de coro.- Bien chicos, gracias. Pueden irse a sus clases.

Todos los chicos se levantaron y comenzaron a irse cuando Gwen tomo a Melissa del brazo y le susurro algo ella asintió y le dijo a Brent que lo vería después. Cuando los hombres ya no estaban y la maestra Katherine se retiraba después de darle un beso en la mejilla a Chris que lo dejo con una torpe sonrisa en su rostro. Ambas chicas notaron una química evidente entre los maestros pero decidieron ahorrarse sus comentarios. Cuando quedaron solas con el maestro se acercaron con el.-

-Maestro Monroe, queremos hablar con usted.- Decía Gwen- Claro ¿Qué pasa chicas?- Chris se mostraba interesado y Gwen proseguía.- No convencimos a alguien más pero conocemos a alguien que… -El timbre del cambio de clase sonaba y Melissa se mostraba asustada.- Gwen, la prueba de biología. –Gwen se veía complicada y Chris comenzaba a alzar sus cosas.- Tranquilas chicas, váyanse y después hablamos. Sus clases son más importantes. –Las chicas asentían y corrían a su clase dejando a Chris en el auditorio quién recordaba que tenía clase y de igual manera comenzaba a correr a su salón.-


(Fin de clases/Explanada de la Preparatoria)

Scott caminaba junto con Nathan. El primero se veía enojado.- Ese estúpido de Brent se siente increíble solo porque el equipo de futbol al fin lo acepto de nuevo, porque su voz es asombrosa y como debería ir en último pero se atrasó cree que es genial. –Nathan reía mientras negaba con la cabeza.- Tranquilo viejo, yo no he convivido mucho con el pero dicen es un gran chico. –Scott ponía cara de pocos amigos tras ese comentario.- Pero –Nathan proseguía.- A ese tipo le mueve el tapete Julie. Creo que lo suyo con Melissa es como una relación de mejores amigos, no tienes nada de qué preocuparte. De verdad –Scott asentía notablemente molesto pero más tranquilo- Bueno, se hará tarde vámonos -Dicho esto ambos dejaban de deambular por la escuela y comenzaban a ir a la salida.

Melissa y Brent estaban sentados en una mesa ambos con una bebida en la mano. Bowman comenzaba a hablar.- ¿Qué tal la práctica de hoy? –Brent se encogía de hombros.- La práctica es hasta mañana, hoy solo nos reunimos para presenciar la porra que hicieron las animadoras. –Melissa sonriendo empujaba el hombro de su amigo- ¿Y? ¿Tienes a una desafortunada ya en la mira? –Su amigo reía.- ¿Desafortunada? Si todas se mueren por mí. –La chica ponía los ojos en blanco y él sonreía- No en realidad. No tengo intenciones de nada serio desde… -Melissa hacia una mueca, al parecer sabía a qué se dirigía su amigo.- ¿Julie? –El asentía.- Brent. No puedes estar por ahí lamentándote por Julie, y en las fiestas besuquearte con cuanta chica tengas en frente. Es decir, si ella llega si quiera a pensar en volver contigo tu actitud hará que jamás pase otra vez…

-Brent se mostraba molesto y respondía- ¿No te mordiste la lengua? –Melissa fruncía el ceño.- ¿Qué? –El chico sonreía.- Jason. ¿Es necesario que diga más? –Ambos notaban que estaban en la misma situación y daban un suspiro al unísono e incluso decían “lo siento” al mismo tiempo, lo que les sacaba una sonrisa.

Melissa miraba a su amigo.- Pero la situación es distinta, quiero decir, ustedes sí salieron por, ¿cuánto? ¿Tres meses? Hasta que terminaste con ella por no ser lo suficientemente “popular” ¿O Cómo es que sucedió? –El chico hacía una mueca mientras negaba con la cabeza.- Lo hemos hablado muchas veces ya, Melissa… pero sí, sucedió exactamente como tú dices. Nuestra relación se creó porque éramos los mejores cantantes del anterior coro y ella me acosaba un poco. Después de que perdimos las locales comenzó a actuar como una completa loca, yo comencé a juntarme con otras personas y, bueno, al final recibí una buena lección. Y aún me arrepiento, podía ser mandona, ruidosa, celosa y egocéntrica pero ella era… diferente, en serio la extraño… tal vez debería hablar con ella. –Melissa asentía- Hazlo ahora.

La chica señalaba hacia enfrente donde Julie se aproximaba hacia ellos en compañía de Gwen, ambas se veían calladas pero la pelirroja al verlos decía algo a su compañera, quién se mostraba incómoda pero asentía.- Ay mierda… -Brent comenzaba a alzar sus cosas- Tal vez luego, tengo muchas cosas que hacer. –El chico se ponía de pie y tomaba su mochila, su amiga intentaba detenerlo.- No, en serio. Tengo… gente que ver, libros que leer. Uhm, adiós.

El chico cobardemente se iba al momento que las otras chicas iban llegando. Julie daba un suspiro por la reacción de su ex.- Es un idiota –Decía Gwen y Bowman lo reafirmaba.- Totalmente –Su amiga sonreía débilmente al ver que ambas la miraban.- Sí, no me importa –Las muchachas se guardaban su comentarios y Melissa cambiaba de tema.- Entonces… ¿Por qué no has regresado al club Glee? –Julie entrecerraba los ojos.- ¿En serio? ¡El maestro de Geografía es el director! Es obvio que Cooper solo lo hizo para fastidiarnos, y que no quiere el coro prospere de nuevo –Las otras dos se miraban.- Exageras… -Decía Melissa.- Que raro –Murmuraba Gwen, Palmer parecía molestarse.- Era demasiado bueno para ser verdad, inventé un montón de tonterías para convencerlo de abrir otra vez el coro, tal vez lo supo todo el tiempo –Gwen miraba a su amiga.

–Te esforzaste mucho para esto, ahora hazlo para triunfar. Te necesitamos, el Sr. Monroe sí parece saber lo que hace, y esta vez no te la pasaras peleando con la snob de Bryanna –Melissa parecía saber a qué iba.- Sí. Eres el mayor talento de la escuela, saquemos provecho para triunfar –Las adulaciones hacían que Julie comenzara a reflexionarlo.- Tienen razón, me necesitan –Las otras dos sonreían.-


(Salón del coro.)

Las tres chicas llegaban al salón donde se encontraba el Maestro Monroe con la puerta cerrada, este estaba sentado frente al piano calificando unos exámenes mientras las chicas observaban desde afuera. Melissa tocaba la puerta.- ¡Pasen! – Gritaba el maestro, Melissa abría la puerta y las tres entraban.- Gracias por venir profesor. Y lamentamos haber tardado –Monroe sonreía.- No hay cuidado, aunque llegué a pensar que no iban a venir… -Este se percataba de Julie y levantaba ambas cejas.- ¿Vienen a aclarar lo de hace rato? –Las tres asentían y Julie daba un paso hacia en frente.- Hola. Soy Julie Palmer, supongo que me conoce, Sr. Monroe. Aunque sigo desconfiando de sus capacidades como director de coro preparé algo. Una canción que canto desde antes de caminar –Los tres la miraban extrañados, sobre todo Chris, ella tomaba posición en la sala. Los demás pasaban a sentarse.-


[Comienza a sonar Taking Chances de la cantante Celine Dione en voz de Julie.]

Conforme la canción avanza, Julie en una presentación fantasiosa comienza a cantar en la escuela vacía donde va siguiendo a alguien. A Brent… al parecer ella quiere decirle algo pero el solo le rehuye. Mientras que en la realidad la chica canta de forma que deja a Chris maravillado.


-Wow -Era lo único que Chris alcanzaba a decir, la chica sonreía.- ¿Qué es lo que sigue? –Preguntaba.- Eh, ¡Julie!, No tenía idea de que cantaras tan increíble –Decía animadamente Chris. La chica sonreía.- Si, bueno hace un año yo era la líder vocal. Entonces, ¿Estoy dentro? –El profesor sonreía y daba una palmada en el hombro de la chica.- Por supuesto que sí. Bienvenida –Las otras dos chicas corrían a abrazar a su amiga. Chris tomaba sus exámenes de nuevo y sonreía- Bueno chicas, nos vemos mañana a la última hora, ¿De acuerdo? –Todas asentían, Julie tomaba la palabra.- Solo una condición, que Hamilton no se me acerque –Dicho esto las tres se marchaban dejando de nuevo al maestro con sus labores, ahora un tanto entusiasmado y confundido por lo último.

Después de unos instantes alguien entraba al salón, Carl, quién saludaba a su amigo y tomaba asiento junto a donde el profesor se encontraba.- Así que así luce esta horrenda sala… -Monro no decía nada, Carl seguía hablando.- ¿Y bien? –Chris sin despegar la vista de los exámenes repetía lo dicho por su amigo sin comprender- ¿Y bien? –Carl comenzaba a reír entre dientes.- ¿Qué pasó con la sexy de la maestra Lambert? Ah, y con los aspirantes a artistas –Aunque Chris noto burla en el comentario de su amigo lo ignoro.- Ya tengo 6 personas en el club glee. Ah, y uno de ellos es de tus chicos. Y con Katherine no pasa nada, somos amigos y ella me ayudo con las audiciones. Es todo.

Carl se removió notablemente incómodo en su silla- Vamos, invítala a salir. No seas tonto –Chris sonreía y continuaba con los exámenes.- Todo a su tiempo, mi amigo –El entrenador se mostraba feliz con aquello.- Oh y cuando mis demás chicos sepan quién fue el perdedor que se unió a tu coro lo destrozaran vivo en los entrenamientos. Por cierto ¿Quién es? Me encargare de dejarle lagartijas y abdominales extras. Pondremos a prueba su hombría… apuesto que es Thompson ¿No? Ese deja mucho que desear –Chris sorprendido por lo que comentaba su compañero no decía nada, solo negó con la cabeza.- Entonces… ¿Fue Williams? ¿Rossati? ¿Spielman? –El profesor seguía negando con la cabeza hasta que se arto.- ¡No te diré quién es! ¿De acuerdo? No tienes por qué preocuparte, no te dejaré sin ningún jugador. Y más te vale que sea broma lo que dijiste de los ejercicios y de sus compañeros…

El entrenador se encogía de hombros.- Ajá. Tranquilo, bueno apúrate con eso –Decía señalando lo exámenes.- Que hoy es el partido y quedamos de verlo en mi apartamento –Chris se mostraba apurado.- ¡El partido! –Este comenzaba a revisar los pocos exámenes restantes y el entrenador se retiraba riéndose- ¡Te veo afuera!

___________________________________________________________________________

(Preparatoria Graham /Inicio de clases)

Chris llegaba a la oficina de Katherine con un café en cada mano y unas donas. Se sentaba en una silla del escritorio de la profesora y le entregaba un café.- Que caballeroso Chris, muchas gracias –El profesor hacia un gesto con la mano restándole importancia mientras daba un sorbo a su café.-


-¿Y qué tal el partido de ayer? –Preguntaba Katherine mordiendo una dona- Estuvo bien, ganamos. Pero hubiera sido mejor si Carl no hubiera estado haciendo tanto ruido con… eh, su pareja del mes. Prácticamente después estuve solo en la sala de su apartamento comiendo papas y viendo "Days Of Our Lives" -La maestra reía divertida.- Así que lo que dicen de él es verdad… -Murmuraba mordiendo su labio inferior- ¿Qué? –Chris se veía confundido- Oh, nada importante. Pero dime, ¿Qué harás hoy con el club Glee? –El profesor se mostraba emocionado- Hoy haremos nuestra primera canción. Con los seis miembros que tengo ya. –Katherine se veía extrañada- ¿Seis? –El profesor relataba lo sucedido con Julie y la profesora se veía contenta.- Eso es fantástico, seguramente si el director les deja hacer una presentación ante los demás alumnos conseguirás a los otros seis en un abrir y cerrar de ojos. –Monroe sonreía- Si, ¡sí! Es una fantástica idea, gracias. –El profesor besaba la mejilla de su amiga y salía de su despacho. Ella sonreía y miraba su café, después sacaba una pequeña botella de alcohol de su bolso y vaciaba un poco en el café, habiendo hecho esto comenzó a tomarlo.-


(Salón del coro/Reunión de glee)


[Comienza a sonar Shake Your Groove Thing de la banda Peaches & Herb en voz del Club Glee.]

Los seis chicos comienzan a bailar mientras todos cantan al compás. Monroe mira esto con una gran sonrisa en el rostro, al parecer lo disfrutaba a pesar de los horribles pasos y la falta de coordinación que tenían.


Antes de terminar la canción los seis se detienen debido a que terminan chocando entre ellos y todos se miran. Chris los mira con confusión y Julie toma la palabra.- Sr. Monroe, somos un asco –Todos parecían de acuerdo, este no sabía que decir.- Es el primer ensayo, chicos. Sé que hace un año los seis fueron parte del coro y que ahora ni la coreografía ni la canción ayudan, pero deben ser pacientes. Estoy seguro de que todos los grandes comenzaron así, ¿no? –Los chicos asentían más a fuerzas que de ganas. Chris fingía no notarlo.- Bueno, ¡Desde arriba!

(Entrenamiento de los Lobos/Gradas de la Preparatoria)

La mayoría de los chicos parecía entrenar mientras un poco alejados de ellos un molesto Carl le gritaba a Brent, los demás chicos lo notaban. Dos de ellos decidían acercarse un poco para presenciar mejor aquello.

–¡¿Qué pasaba por tu mente, Hamilton?! ¿Te das cuenta de lo que has hecho? Yo te di otra oportunidad. Para que puedas ser alguien de nuevo, ¿Y así me pagas? Eres una decepción tras otra, ¿Lo sabes? –Brent se notaba molesto con cada palabra, este no tenía de otra más que mirar a Carl y presionar su casco entre sus dedos.- Entrenador yo… -Carl lo cortaba para seguir con su regaño.- Solo cállate. No me des motivos para correrte, que ganas no me faltan, ¿entendido? Tienes que saber qué es lo que quieres ser, sí un jugador o un cantante –El chico se veía confundido.- ¿Me está haciendo elegir? –Carl negaba.- Intento que abras los ojos…

Brent se alejaba después de que Farrow le ordenaba unirse a sus compañeros, rápidamente dos chicos, quienes habían escuchado todo desde cerca, llegaban a lado de Brent.- Cielos viejo, Farrow estaba muy molesto, ¿qué le hiciste? –El chico balbuceaba mientras negaba con la cabeza.- No lo sé, estaba molesto porque pretendía unirme al… uhm, club de hockey –Los otros chicos se miraban. Sabían que mentía.- No lo hagas, amigo. Sería horrible. Tú perteneces aquí, ¿O no, Derek? –El que respondía a aquel nombre asentía.- Sin duda alguna –Brent sonreía.- Gracias Tyler… -Este asentía.- Eh, no por nada soy el líder. Ahora únete al entrenamiento. El chico obedecía mientras los otros dos lo miraban de lejos.- Tendremos que darle una lección, debe aprender sobre lealtad. Y también quien manda… -Murmuraba Tyler, Derek parecía intrigado.- ¿Tienes algo en mente? –Tyler sonreía a modo de respuesta.-

...

Desde lejos Julie observaba a los chicos entrenar, esta estaba sentada en las gradas, lucía bastante pensativa. Momentos después Chris llegaba a su lado y tomaba asiento detrás de ella.- ¿Pasa algo, Julie? No luces feliz...

La chica suspiraba y volteaba a ver al profesor.- ¿Alguna vez se ha sentido como un completo inútil? Cómo si no supiera a donde pertenece y que está completamente perdido. Y lo único que quiere es sentirse aceptado en algún lugar, querer pertenecer –Chris sonreía ligeramente.- Lo he sentido, se llama ser adolescente –La chica suspiraba.- Voy a la mitad del camino y siento que no he logrado absolutamente nada en la escuela. Quiero poder ser alguien, Sr. Monroe, una estrella, por eso entré al club Glee hace un año y fue un fiasco total –Monroe parecía intrigado.- ¿Y crees que eso va a cambiar ahora? –Julie lo miraba.- Bueno, estoy confiando en usted, y soy parte de algo especial ahora. Tendrá que cambiar algo, ¿no? –Chris sonreía un poco.- Verás que sí. Es por eso que hice esto en un principio, quiero que tú y los demás chicos puedan ser parte de algo especial –Julie sonreía mientras Chris se levantaba, este miraba su celular. Al parecer le había llegado un mensaje.- Nos vemos luego, Julie. Y alégrate –La chica asentía y comenzaba a ver a Brent a lo lejos mientras Chris se alejaba.-

_______________________________________________________________________

(Pasillos de la Preparatoria/Despacho del Director)

Chris y Katherine conversaban afuera del lugar, el primero de estos bastante emocionado.- No puedo creer que hiciste esto por nosotros –Katherine sonreía.- Dije que te ayudaría y a final de cuentas, fue mi idea. Ahora, corre, no dejes morir solos a tus chicos. Que ya deben de estar confundidos. –Chris le daba un rápido abrazo y entraba a la oficina. Los seis chicos del coro estaban ahí junto con el director. Los adultos platicaban mientras los alumnos se mostraban confundidos. Hasta que Nathan rompía el silencio.- ¿Qué hacemos acá? ¿Estamos en problemas o acaso el club se va a cancelar? Porque… -Chris comenzaba a reír y negaba con la cabeza- Nada de eso. Lo que pasa es que, ustedes chicos, darán una presentación frente a toda la escuela. Cantaran una canción para animar a sus compañeros a unirse.

Todos se mostraban contentos y a la vez nerviosos a excepción de Brent quien solo estaba nervioso.- ¿Y cuándo lo haremos exactamente? –Chris y el director sonreían mientras este último tomaba la palabra- Hoy, joven Hamilton. En unos momentos convocare a una asamblea, el pretexto será el final de la semana de evaluaciones de reintegración escolar. Además de que después de estas 2 semanas de no hacer casi nada las clases normales y el semestre comienzan oficialmente este lunes, que además es el inicio de Septiembre…

Brent se veía exaltado.- No puede ser… -Chris asentía algo incómodo por la reacción de su alumno.- Si chicos, sé que esto los toma por sorpresa pero lo lograran. También para que no haya rivalidades ni pleitos en estos seis papeles escribí sus nombres –El profesor los mostraba y en estos se leían los nombres de cada uno de los chicos.- El director elegirá dos al azar. El de un chico y el de una chica, y esos serán quienes tengan los solos en la presentación. ¿Todos de acuerdo? –Los chicos hacían un gesto afirmativo.- Estaría más de acuerdo si yo tuviera el solo principal, pero de acuerdo –Decía Julie,Chris lo dejaba de lado.

–Ahora ¿Qué quieren cantar? –Scott sonreía y tomaba la palabra- Cantemos algo moderno y con ritmo. Que demuestre que no somos unos perdedores, pero una canción con una buena letra. Algo de Arctic Monkeys, o The Strokes… tal vez 21 Pilots, o incluso de Michael Jackson… -Antes de que el chico siguiera nombrando artistas Melissa tomo la palabra.- Scott tiene razón con lo que dice. Pero sería mejor cantar alguna canción que estemos seguros muchos conocen, si es algo demasiado actual o moderno creeran que es un acto de desesperación por lucir como un grupo cool –Todos se veían de acuerdo.- Bien chicos entonces ustedes discútanlo, pero primero ¿Quieren saber quiénes tendrán el honor? –Preguntaba moviendo los papelitos en sus manos.- Digo, esto podría ayudar con la decisión final –Los chicos asentían y el director tomaba dos papelitos.

-Bien, los afortunados son: Julie Palmer–Palmer sonreía.- Era obvio –El Director tomaba la palabra de nuevo.- Y… Brent Hamilton Felicidades, ahora pueden irse de mi oficina. –Julie ya no parecía tan contenta, la chica ni siquiera miraba a su compañero.- Gracias director Cooper. No lo decepcionaremos. –Decía Chris mientras salía con sus chicos.- Eso espero Monroe, eso espero –Todos una vez afuera se dirigieron a un salón mientras seguían organizando y Scott continuaba nombrando bandas.-


(Salón de clases “x”)

–Bueno chicos. Todo está listo, ¡Comencemos! –Animaba Chris, los chicos salían del salón para dirigirse al auditorio, todos parecían entusiasmados, a excepción de Brent quien aún seguía sentado y con la mirada perdida. Chris se acercaba a él.- ¿Todo bien? Supe que Carl te gritó el otro día… -El chico asentía.- Me dijo que cometía un error, si antes me odiaba ahora más. Piensa que el coro es… ¿cómo dijo? Suicidio… -Social –Decían los dos al unísono, Chris reprimía una risa y negaba con la cabeza.- ¿Tú estás de acuerdo? –Brent se encogía de hombros, desviando la vista.- Tal vez… sé que a ninguno de mis amigos les va a gustar saber que soy parte de esto, otra vez –Chris parecía comprender.- Tal vez no son tus amigos. Brent, si tú eres feliz y estás seguro de que es lo que quieres no debes depender de los demás. Debes comenzar a confiar en ti. Creer en ti mismo –El chico asentía.- Así que, si quieres dejar el club, lo voy a entender, pero por favor piénsalo. Chris comenzaba a alejarse.- Diez minutos… -Una sonrisa aparecía en el rostro de Brent mientras el maestro se iba.

El chico más confiado salía del lugar.

Este se topaba con Tyler y Derek, ambos lo miraban con falsas sonrisas.- Brent, ¿acaso acabas de salir de la misma sala que todos esos perdedores? Ni dirás que tú… -Tyler se quedaba en silencio como incitando a su compañero a acabar la frase o al menos a defenderse. Al ver que este no lo hacía proseguía.- ¿O sí? Dios, ¿En serio? ¿El club glee? –Derek soltaba una carcajada.- ¿Sabes que tan perdedor y homosexual es eso? –Brent bastante molesto se defendía.- El club Glee es mejor de lo que creen. Al menos los chicos de ahí saben ser un buen equipo. Y los llaman perdedores, pero a la larga los van a llamar “jefes” –Ambos chicos reían.- No salgas con esa vieja y tonta estupidez. Por cierto, me imagino que ahora tendrás que dejar el equipo, ¿no? –Brent negaba mientras comenzaba a alejarse.- No. Haré ambas cosas. Voy a demostrarles que es posible. Tal vez esto sea lo más estúpido del mundo, pero soy feliz en él, y no voy a decepcionar a mis compañeros –Tyler y Derek reprimían sus burlas y preferían irse.

Brent notaba que detrás de él estaban los otros chicos, estos lo miraban con grandes sonrisas.- Gracias por permanecer con nosotros, aun cuando tu popularidad corre riesgo –Decía Nathan, el chico negaba con la cabeza.- Ya lo dije. Somos un equipo –Dicho esto todos caminaban al auditorio para no perder más tiempo.- Oye… -Brent tomaba a Julie del brazo, dedicándole una cálida sonrisa.- Sé que saldrá bien, será como en los viejos tiempos –La chica terminaba por sonreír también.- Como en los viejos tiempos –Repetía ella.-


(Gimnasio de la Preparatoria)

Todos los alumnos, maestros y hasta el personal de limpieza de la escuela se encontraban ahí. La mayoría se mostraba aburrido y los demás platicaban entre ellos sin comprender realmente que hacían ahí y porque había un improvisado escenario. Los chicos estaban afuera junto con el maestro. Todos ellos llevaban un vestuario de última hora que solo consistía en chaquetas deportivas de la escuela, todos se veían nerviosos pero Chris les transmitía confianza.-

-Lo harán excelente, chicos. No estén nerviosos porque todo va a salir bien –Los chicos querían creerlo y comenzaban a poner atención a lo que el director Cooper decía- …Bueno chicos para finalizar espero que este año sea excelente para todos en especial para los chicos que se gradúan al terminarlo y que los de primer año logren ya sentirse adaptados. Y antes de que se retiren quiero presentarles al nuevo coro de la escuela quienes presentaran una canción para todos nosotros. Con ustedes ¡el club Glee que aún no tiene un ridículo nombre!

Pocos eran los que aplaudían de una forma autentica pero aun así por todos los alumnos el sonido generado era mucho, las luces se bajaban un poco y unos proyectores iluminaban a Nathan quien entraba junto con Gwen y detrás Melissa junto con Scott mientras comenzaba a sonar a todo volumen una melodía.-


[Comienza a sonar Here I Go Again de la banda Whitesnake en voz del Club Glee.](Con solos de Julie y Brent.)

Conforme entran Brent y Julie tomados de la mano el chico comienza a cantar, seguido de ella mientras sus compañeros realizan los coros. A pesar de todo Brent no mira ni al público en los asientos ni a Julie a su lado. Los murmullos de los chicos del equipo de futbol no se hicieron esperar, tampoco los de las animadoras. Por otra parte Carl no paraba de dirigirle una mirada de pocos amigos a Chris, quién estaba junto a Katherine. Al no comprender lo que hacía su amigo solo se limitó a disfrutar de la presentación de sus chicos al igual que lo hacia la mayoría en el auditorio, al parecer.


Al terminar la canción mientras el público comenzaba a aplaudir los chicos hacían un abrazo grupal y después esporádicamente Julie y Brent se daban uno. Ambos se mostraban avergonzados pero con una gran sonrisa en el rostro.

–Bueno alumnos eso fue todo, pueden retirarse a su última clase del día –Todos comenzaba a irse tras las palabras del director y los chicos se aproximaban con Chris quien les daba un abrazo a todos.-Wow chicos, me sorprendieron, estoy tan feliz. Julie y Brent sin duda su voces juntas son increíbles seguramente alguien querrá unirse, los espero en el salón. Los chicos comenzaban a andar cuando una voz hizo que se detuvieran.-

-¡Felicidades Hamilton! No sabía que tan marica eras. Gracias por dejárnoslo claro –Todos se daban vuelta notablemente disgustados en especial Brent quién especulaba al ver de quién se trataba.- Tyler… y sigues con esto. –El entrenador Farrow presenciaba esto pero se hacía de la vista gorda y se iba del gimnasio alcanzando a Katherine. Tyler quién era un chico un poco más alto que Brent que aparentaba su edad. Con cabello rubio obscuro, ojos verdes y de buen físico, quién además era el capitán y mariscal de campo del equipo de futbol comenzaba a reír entre dientes.- ¿Idiota? ¿Yo? Lo dice el que se atrasó un año. El que no se graduara por… -Antes de terminar Brent soltó un puñetazo en la cara de Tyler, este se lo regreso y comenzaron a empujarse mientras se retaban hasta que Nathan, Scott y Derek, los separaron.- ¡No te la vas a acabar en el entrenamiento Hamilton! ¡Por mi corre que pagues esto! ¡Marica! –Brent estuvo a punto de golpearlo de nuevo de no ser porque sus compañeros lo detuvieron.- ¿Yo un marica? Tu eres el que depende de tus amigos, Aitchinson, sin ellos no eres nada. Cualquiera pude romperte la horrible cara si ellos no te defienden. Al igual que al estúpido de Derek –El chico intentaba mantener la calma pero claramente no podía. Tyler si lograba calmarse un poco y hablaba de nuevo.- Por mi corre que tus días acá la pases mal, y si me llegas a quitar el puesto de capitán te ira peor. Ah, y si te metes con mis amigos, yo con los tuyos…

Dicho esto unas porristas entraban de nuevo y les entregaban a él y a Derek unos refrescos, dos a cada uno mientras otras dos chicas, también porristas, se acercaban con uno en mano. Ambas de cabello obscuro recogido en una coleta, de tez blanca y ojos pardos aunque solo se parecían en eso, ambas eran muy diferentes del rostro. Pero sin duda eran muy guapas. Gwen rápidamente se acercaba a una de ellas.- ¿Qué hace la idiota de Megan acá? –Preguntaba prácticamente al aire pero las animadoras reían.- Gwen, mi linda pelirroja falsa. ¿Estas cansada de cantar tantos uhhs y ahhhs en la canción? No es tu culpa no tener talento, pero no te preocupes. Tengo algo para ti –Dicho esto, Megan aventó el refresco en la cara de Gwen empapándola completamente, esta no supo ni que decir. Megan y su amiga chocaron sus palmas. Julie bastante molesta se acercó a las chicas- Ustedes ¿Qué se creen? No pueden ir por ahí como si… -Las animadoras cruzaban miradas reprimiendo una risa y Megan tomaba la palabra.- Hazlo, Nicole –Dicho esto la otra tiro su refresco en cara de Julie. La chica se quedó callada al instante y se limpió el rostro con las manos. Brent estuvo a punto de plantarle cara a Megan a causa de su enojo pero Derek lo detuvo.- Tu no te vas de aquí… –Le aventó uno de sus refrescos en la cara y el otro a Melissa quién era más rápida de lo que el chico pensó y solo alcanzo a salpicarla en su pantalón. En cambio Tyler tuvo más éxito bañando completamente a Nathan y a Scott en refresco.- ¡Felicidades Club Glee! –Decían Tyler, Derek y las 2 animadoras casi al mismo tiempo como si lo hubieran ensayado todo el día y junto con los otros jugadores y porristas que estaban en el lugar comenzaban a reír.- Nos vemos en la cancha… -Susurraba Aitchinson a Brent y se iba con sus amigos riendo.

Los chicos del coro limpiándose el rostro se quedaban ahí. Melissa quién fue la menos afectada ayudaba a sus amigas mientras todos maldecían a sus agresores y juraban venganza. Hamilton totalmente frustrado le daba un golpe a la pared, Nathan se aproximaba a calmarlo y en ese momento entraba el director Cooper- Olvide mí… ¡Chicos! ¿Qué les paso? –Nadie contestaba, pero el esbozaba una sonrisa.- Celebraron lanzándose refrescos ¿Eh? Muy tierno chicos, no se preocupen ahorita mismo hago que limpien. Vayan a su salón y si quieren ensucien también a Monroe.

Los chicos poniendo falsas sonrisas se iban de ahí con destino al salón de coro, para su suerte no había casi nadie en los corredores pero las pocas personas que estaban al parecer había asumido lo mismo que el director. O simplemente no les importaban los muchachos.


(Salón de Coro)

Cuando llegaron y Chris los vio rápidamente se levantó del asiento del piano en donde estaba practicando yendo hacia ellos muy preocupado- Chicos, ¿Qué les hicieron? –Ninguno decía nada y el maestro comenzaba a ayudarlos a limpiarse.- Deberían ir al baño a secarse.-

Los muchachos asentían y aun en shock y bastante enojados se iban de ahí a excepción de Brent, Chris lo tomaba del hombro cuando ya todos se habían marchado- Brent, ¿Qué paso? –El chico lo miraba con los ojos inyectados en sangre y sin más, obviamente molesto, se iba del salón. Probablemente a lavarse aunque Chris no lo sabía porque se llevaba con el su mochila, que junto con sus compañeros las habían dejado en el salón de coro antes de la presentación. Antes de salir el chico se giró y dijo entre dientes.- El club glee profesor… eso paso –Dicho esto daba un portazo y se alejaba dejando solo al Sr. Monroe en el salón con una gran confusión.-


...

Estrellas Invitadas:Editar

Música del EpisodioEditar

Covers por S.A:Editar


Navegador:Editar